Etiquetas

, , , ,

Quisiera empezar este blog aclarando que el apio al que me refiero no es el conocido apio españa ni el celery, sino a un tubérculo ampliamente usado en Venezuela, que parece una mezcla entre una zanahoria y una papa. Se emplea en sancochos y cremas, dando un sabor especial, consistencia y sobretodo fuerza, esa fuerza del alma, para esos dias en que se asoma una gripe o un malestar estomacal.

El apio tiene esta forma:

La imagen la tomé de este blog http://apuntesdecocina.com/2007/08/22/apio-criollo/ y allí pueden encontrar mayor información sobre este tubérculo.

Este fin de semana, me dediqué a hacer mi crema de apio, para compensar mi estómago que lleva el día a día de esos almuerzos que se hacen en 20 minutos por las faenas laborales, o saliendo del trabajo para compartir con los compañeros en algún lugar de comida rápida cercana.

Quiero dejarles unas imágenes y pequeño paso a paso, que les puede servir de base para realizar cualquier otra crema.

Según la preferencia, agregamos: zanahoria, cebolla, cebollin, ají dulce, papa y apio. Hay quien prefiere dejar trozos mas grandes y hay quien prefiere hacer un sofrito de base, yo particularmente, soy un poco practica. Deje trozos medianos, todo junto en la olla, no hice sofrito. Les recomiendo que las zanahorias estén en trozos más pequeños que el resto de los ingredientes, ya que ella toma mayor tiempo para su cocción. Así como se muestra a continuación:

Posteriormente completé con agua potable hasta cubrir todos los ingredientes, si lo prefieren, o si está en sus posiblidades, pueden completar con un buen caldo de pollo previamente realizado.

Yo quería hacer la crema lo más sencilla posible, sin añadidos importantes, solo agregué sal y lleve a fuego medio. Si usted lo desea le puede colocar una cucharada de pasta de tomate que le añadirá color, un toque de aceite de oliva o pimienta entre otras cosas.

Allí lo dejé en el fuego, hasta que logró el hervor, durante unos 30 minutos. Usted podrá notar que los ingredientes se ablandarán y ahí podrá concluir la cocción. Unos cuantos minutos después, al retirar del fuego, procedí a licuar la preparación. Pueden hacerlo en licuadora, yo uso un batidor de mano que me funciona perfectamente. Es más práctico, se ensucian menos cosas.

Luego de unos minutos de realizar este proceso, se puede observar como la mezcla queda homogenea, se observa el color que ha tomado producto de la unión de todos los ingredientes.

Pueden servir completando con un poco de queso rallado y algunas rebanadas de pan, les aseguro que esta crema les subirá el ánimo y los curará de todos sus males.

Como les comenté anteriormente pueden tomar esta receta como base para otras cremas, usando por ejemplo solo papas, o agregando otros tubérculos, como ñame, yuca, logrando un excelente sancocho. En este caso, recuerden que en los sancochos no se licuan los ingredientes, se sirven los trozos y sería ideal tener presas de carne o pollo.

Espero les haya gustado.

Saludos, @srattazzi

Anuncios